Visita de Macao en 1 día

Hay diferentes formas de llegar esta particular ex-colonia Portuguesa situada al Sur de china , nosotros hemos decidido visitar Macao en 1 dia aprovechando nuestra estancia en Hong Kong.

Vamos al puerto de Hong Kong, concretamente a la terminal exclusiva para ello, al Hong Kong Macau Ferry para coger una de las varias líneas que hay entre Hong Kong y Macao, entre ellas las compañías de Turbo Jet o Cotai Water Jet. Los precios del ferry en clase económica cuestan entre 153 HKD a 189 HKD dependiendo el día y la hora.

Nosotros habíamos comprado la entrada por anticipado a través de la web, ya que habíamos leído que los fines de semana los ferries se llenan muy rápido aunque salgan cada 15 minutos.

Saliendo de Hong Kong rumbo a Macao

El ferry tarda aproximadamente 1 hora en llegar desde la estación de ferry de Hong Kong hasta Macao (Outer Harbour).

En la actualidad hay una carretera que une Hong Kong con Macao, se trata de un puente entre Hong Kong -Zhuhai-Macao. Un proyecto de ingeniería civil que consiste en una serie de puentes y túneles de 55 kilómetros que conecta Hong Kong con Macao y Zhuhai, las tres ciudades principales del delta del río de las Perlas y regiones administrativas especiales de China. Ostenta el título del puente más largo del mundo sobre el mar. Se tardó 9 años en completar su construcción y se tarda unos 30 /40 minutos en cruzarlo en su totalidad. Hay autobuses que realizan el trayecto con bastante frecuencia, operando durante las 24 horas del dia. Aquí dejamos el link para que compruebes los horarios. Los precios varían desde los ¥ 58 hasta los ¥ 165 dependiendo del servicio y del horario que se elija.

Centrándonos en la forma que hemos elegido (ferry), hay que tener en en cuenta que Macao tiene dos terminales de ferry, la Terminal Taipa está ubicada cerca del aeropuerto y del hotel Venetian y la Terminal Outer Harbour, se localiza cerca del centro de Macao y del casino Lisboa. Nosotros nos decantamos por esta última opción, ya que es la terminal que se encuentra más cerca de las zonas turísticas de Macao.

La llegada a Macao una vez en la terminal de ferry es bastante rápida y ágil, sin apenas colas. La gran mayoría de países están exentos de visa para Macao, así que dependiendo de tu nacionalidad podrás estar 30 o 90 días. Ciertos países de Centroamérica y sudamérica pueden tramitar una visa «on arrival», tanto en el aeropuerto como en la estación de ferry de llegada, el precio es de 100 MOP.

Hay que recordar que al tratarse de una Región Administrativa Especial, Macao es el único lugar de China donde los casinos son legales, de hecho Macao ha sobrepasado a Las Vegas en cuanto a facturación anual.

A nosotros el juego no es algo que nos atraiga, así que decidimos explorar el pasado (reciente) portugués de esta ex colonia peninsular perdiéndonos y recorriendo sus calles a pie.

Paseando por Macao

Macao se halla en la costa sur, o más bien sudeste, de China. Con una población estimada de alrededor de 647 700 habitantes (y aumentando) en una superficie de 28,2 km², es considerada la región más densamente poblada del mundo. Estratégicamente fue siempre considerado un punto clave en el lado meridional del Delta del río de las Perlas, donde los portugueses se establecieron a mediados del siglo XVI para mantener un puerto de suma importancia en territorio chino. Su completa independencia se logró en 1999 cuando se desconectó por completo de Portugal tras 442 años de presencia portuguesa, para convertirse en una Región Administrativa Especial de China.

Por este pasado tan reciente ligado con Portugal aún conserva parte de esta cultura, prueba de ello es que uno de sus idiomas oficiales es el Portugués, junto con el Cantonés, de hecho, absolutamente todas las indicaciones o señales están en portugués y en chino mandarín.

La moneda oficial de Macao es la Pataca Macaense, también aceptan dólares de Hong Kong y Yenes chinos, aunque las dos primeras divisas son las más usadas.

Según salimos de la terminal de ferries, ese ambiente ambiguo de mezcolanza portuguesa-china se apodera de ti, inmediatamente te invade una mezcla y/o confusión que llama poderosamente la atención, ver los letreros de las calles en portugués junto con una cantidad enorme de carteles chinos por todas partes, es algo surrealista y cuesta asimilar por un momento en que parte del mundo te encuentras.

Avenida Comercial de Macau en la zona nueva de expansión de la ciudad

Mantiene el trazado de callejuelas antiguas, ya que los restos de su pasado colonial de esta “pequeña lisboa” oriental se niegan a apagarse. Hoy en día se pueden observar fachadas barrocas en su casco viejo y es ahí, por sus calles coloniales desordenadas, donde uno tiene esa extraña sensación de haber recorrido miles de kilómetros para llegar a China y terminar caminando en el corazón de Portugal.

Plaza del Centro Cultural

Observamos mientras paseamos muchos símbolos nuevos chinos, pero también la carabela, la estrella de mar o el ancla que se han colado como pasado indiscutible portugués. ¡Tienen hasta la calle Madrid! ¡No me lo creo! Es inevitable la conexión cultural e histórica con la Península Ibérica, no lo puedo evitar, necesito sacarme una foto en este curioso lugar 🙂

Calle Madrid 🙂

Realmente Macao es una ciudad peculiar en esta parte del Sudeste de China junto con Hong Kong, ya que los lazos que mantiene con sus antiguas colonias influyeron profundamente en su cultura, hábitos y en su forma de concebir su vida, así como en su gastronomía y en su idioma.

Impacta ver todos los carteles primero en Portugués y después en Cantonés

Caminamos por sus calles fascinados con tal mezcla de pasado y presente, cultura china y Portuguesa, antigua colonia europea y China actual.

Plaza con aspecto europeo

La plaza en donde pensarías que estás en cualquier ciudad europea resulta ser Macao, la calle se hace más ancha para dar paso a los antiguos edificios neoclásicos con colores pastel en sus fachadas. Este lugar es el centro comercial en el que pasear, irse de compras o simplemente mezclarse con la gente.

Plaza central

La vieja São Domingos

Con una fachada barroca primorosa, fue fundada por dominicos españoles en 1587 teniendo el honor de ser la primera iglesia en China, desde aquí se intentaría extender el cristianismo por asia, siendo el comienzo de un movimiento evangelizador en el Lejano Oriente que no tendría vuelta atrás. En la actualidad alberga un curioso museo de arte sacro en la planta superior cuya entrada es gratuita.

Iglesia vieja de Sao Domingos

Ruinas de la Catedral de San Pablo

Pertenecen a la antigua Iglesia Madre de Dios, construida en 1640. A excepción de su fachada, la iglesia fue construida de madera. Sin embargo, en 1835 un incendio acabó con toda su estructura y solo dejó a la vista la fachada de 27 metros que hoy podemos contemplar junto a su famosa escalera de 68 escalones. Desde 2005, junto a todo el centro histórico de Macao es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y admirarla es un imprescindible que hacer en Macao. Se construyó de forma anexa al Colegio de San Pablo, la primera universidad occidental en el Lejano Oriente.

Fachada de Catedral de San Pablo, icono de Macao

Estas ruinas son las más fotografiadas de Macao y las que más ganas teníamos de ver, ya que como hemos indicado no te hacen pensar que realmente estés en China.

Fachada Catedral de San Pablo, Macao

Subir a la Fortaleza de Monte y apreciar las vistas

Junto al colegio y a la iglesia también se construyó la fortaleza que todavía a día de hoy se conserva. Los tres monumentos son obra de los jesuitas portugueses y en su conjunto son conocidas como la Acrópolis de Macao.

Fue la principal estructura de defensa de los portugueses en Macao.

Vista panorámica de la ciudad de Macao

Desde lo alto de la fortaleza se aprecia una vista espectacular de la ciudad y de la China Continental así como del mítico edificio Gran Lisboa . Como anécdota curiosa indicar que los cañones están orientados a la costa de espaldas a la china continental, lo que demuestra la defensa específica que realizaban estos cañones.  

Fortaleza de Macao

Nosotros recorrimos Macao a pie, perdiéndonos por sus calles y disfrutando de su atípico ambiente. Pero otra buena opción es reservar el autobús turístico que se detiene en los principales lugares de interés de la ciudad.

Faro da Guia

Es muy poco conocido que el primer faro construido en toda China se levantó en Macao por los primeros europeos. En 1622 los portugueses buscaron la cima de la colina más alta de Macao y construyeron la Fortaleza da Guia. Actualmente el faro sigue funcionando y dando luz, pero ya no está en la costa como antaño, ya que con los años, Macao le ha ganado mucho terreno al mar. Aún así sirve como referencia para todo el pueblo macaense, ya que aquí se colocaron las banderas con los avisos ante la llegada de los temidos tifones.

Faro de Guia

La Rúa da Felicidade

Rúa da Felicidade es la típica calle china de ventanas y puertas rojas que apenas se ha tocado en décadas desde que fuera parte del barrio rojo macaense. Merece muchísimo la pena recorrerlo durante tu visita a Macao (así como ver las traseras de los becos o callejones). La China de hace 100 años en una sola calle te transportará sin duda al pasado.

Rua da Felicidade 🙂

El Strip de Cotai o Paseo de Cotai

El Paseo de Cotai es un término acuñado por Las Vegas Sands Corporation con respecto a la construcción de una franja de hoteles y casinos en la zona de Cotai en Macao, Es aquí donde se concentra la mayor cantidad de casinos y hoteles de lujo de la región, siendo la razón por la que se le denomina a este lugar Las Vegas de Oriente. Es el resultado de un importante proyecto de recuperación de tierras algunas de ellas ganadas al mar que une  dos islas cercanas de Coloane y Taipa.

Grand Lisboa, Macao

Continuamos caminando hasta llegar a la plaza de Ferreira do Amaral en donde vemos unas increibles vistas del magnífico icono de Macao, el casino Grand Lisboa. En esta zona, las pequeñas y estrellas calles del centro han dado paso a amplias avenidas y rascacielos con hoteles y casinos de lujo que de cierta forma nos recuerda un poco a Las Vegas.

Grand Lisboa y Casino y Hotel Lisboa

Si lo prefieres, puedes también realizar la reserva del bus turístico para no perderte ningún lugar importante durante tu visita a Macao.

Conclusión:

Macao es una ciudad atípica y peculiar. Realmente no es algo imprescindible en un viaje a China, sin embargo, si se visita Hong Kong y se dispone de tiempo, merece la pena disfrutar de esta “extraña joya” asiática.

Paseando por sus calles sentirás que, o bien se ha parado el tiempo y no estás en la caótica China, o que te has tele transportado a Europa sin necesidad de avión… 😉

Tras recorrer ciertas ciudades China durante casi un mes, el factor común de todas ellas es el caos y el ruido, pero al llegar a Macao parece como que todo se frena, hay orden, hay calma, hay silencio, hay absoluta limpieza. Personas europeas y también asiáticas paseando a sus perros (animales que en nuestra estancia en China sólo vimos en un único lugar, en una jaula por fuera de un restaurante). Personas hablando en silencio, no gritan, ni escupen al suelo. Incluso se oye portugués, ese idioma tan melodioso y tan familiar para nosotros.

Definitivamente Macao no es China, es otro ambiente, otro estilo de vida, otro tipo de personas y por qué no decirlo, otra calidad de personas. La diferencia con China continental ya se percibe cuando llegas a Hong Kong, pero en Macao el salto es cualitativo.

Sin duda recomendamos visitar esta curiosa y entrañable ciudad cuyo pasado y presente aún van cogidos de la mano.

Vistas de Macao por la noche

Publicado por L&V

Viajeros apasionados, incombustibles y siempre listos para viajar :)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: